JUAN ANTONIO HORMAECHEA ROBERTO BERGADO

2ª EDICIÓN JUAN ANTONIO HORMAECHEA ROBERTO BERGADO Mar es una adolescente apasionada y apasionante. Muy activa, muy despistada, muy enérgica y l...
5 downloads 1 Views 5MB Size


EDICIÓN

JUAN ANTONIO HORMAECHEA

ROBERTO BERGADO

Mar es una adolescente apasionada y apasionante. Muy activa, muy despistada, muy enérgica y lanzada... De hecho, demasiado. Tanto que le lleva a meterse en problemas continuamente. A chocarse con la realidad. Y no lo puede evitar. No puede pararlo. Se pasa con todo y no sabe qué le pasa... Y está harta. Ahora tiene que empezar a afrontar los problemas de la edad adulta, donde ya no se consienten ciertas conductas... No es habitual encontrar personas que presenten todos y cada uno de los síntomas del TDAH (Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad), como en este caso. Sin embargo, seguir las peripecias de este personaje tan extremo y ponernos en su piel, nos puede hacer comprender que a veces no todo tiene una explicación tan sencilla como creíamos y que ni culpar ni culparse es la solución.

JUAN ANTONIO HORMAECHEA

ROBERTO BERGADO

Prólogo de LUIS PRIETO

Título: “ATENTA” Primera edición: Abril 2010 Segunda edición: Abril 2011 Comic © 2010 Roberto Bergado Texto © 2010 Juan Antonio Hormaechea © 2011 Roberto Bergado para la presente edición Edición patrocinada por Janssen-Cilag Depósito Legal: BI-945-2011 Imprenta: Estudios Gráficos ZURE Todos los derechos reservados. Ninguna parte de esta publicación puede ser reproducida ni incorporada a un sistema informático, ni está permitida su transmisión en cualquier forma o cualquier medio, sea éste electrónico, mecánico, por fotocopia, por grabación u otros medios, sin el permiso previo y por escrito del editor. Las infracciones se perseguirán según la ley.

2

ATENTA

Índice

02 03

Créditos Índice

LUIS PRIETO 04 Prólogo ROBERTO BERGADO 06 ATENTA. Buscando el camino 07 Escena 1 -Presentación y despliegue 13 Escena 2 -De vuelta a la imprenta 23 Escena 3 -Fin de semana revelador 42 Escena 4 -Lunes negro 52 Escena 5 -Frenar a tiempo 56 Escena 6 -Una espera muy interesante 65 Escena 7 -Vislumbrando una nueva vida JUAN ANTONIO HORMAECHEA 68 “ATENTA” o la cara oculta del TDAH 84 86 88

Bibliografía sintética Asociaciones Dedicatoria

3

Prólogo LUIS PRIETO Observatorio Europeo de las Drogas y las Toxicomanías Lisboa, Portugal

Querido lector, aunque pueda parecerlo, no estás a punto de leer un libro al uso. En realidad, te encuentras ante una fábula moderna escrita en prosa e ilustrada con dibujos a todo color. Sus autores la han creado con intención didáctica pero, sin duda, también te resultará recreativa. La protagonista de esta historia, Mar, es una chica a caballo entre la adolescencia y la madurez que bien podría ser tu amiga, tu vecina o tu propia hermana. Mar es una mujer de hoy en día: independiente, curiosa y llena de energía. Bueno, quizá le sobre algo de esto último; la verdad es que es muy impulsiva y, también, muy despistada. Estas singularidades le acarrean muchos problemas en el trabajo, con los suyos, así como en otras circunstancias cotidianas. Ella lo sabe, intenta evitarlo, aunque no siempre le sale bien. Y lo pasa mal. Mar tiene un Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH) y no se lo han diagnosticado hasta la fecha. A través de las páginas, los autores de ATENTA, Juan A. Hormaechea y Roberto Bergado, nos invitan a seguir, de forma vivaz y con rigor científico, el camino de Mar hacia el autodescubrimiento de su enfermedad. Al final, como en toda fábula, se deduce una enseñanza: aunque la vida de las personas con TDAH pueda resultar difícil, hay una salida. El diagnóstico y el tratamiento mejoran la calidad de vida de los afectados y previenen posibles complicaciones futuras. El abuso de drogas, legales o ilegales, es una de esas posibles complicaciones. Mar, por ejemplo, consume café y tabaco en cantidades ingentes; la ayudan “a centrarse”, como dice ella misma. También fuma porros y ha probado las anfetaminas.

4

ATENTA

El riesgo de consumo de drogas en la población con TDAH se ha convertido en los últimos años en un asunto de debate público: niños y adolescentes con TDAH podrían ser propensos a un consumo de drogas más temprano, más frecuente o más problemático. En este sentido, la literatura científica viene informando, desde principios de los años noventa, de una asociación estadística entre TDAH y consumo de drogas: los niños y adolescentes con TDAH parecen tener mayor riesgo de trastornos por consumo de drogas que los niños y adolescentes sin TDAH. Sin embargo, existen dudas sobre si el TDAH interviene en el consumo de esas sustancias o si se trata, simplemente, de una circunstancia asociada a ciertos trastornos de conducta, últimos responsables de ese vínculo. Por lo tanto, se precisan nuevos estudios que examinen los efectos conjuntos del TDAH y los trastornos de conducta. También se necesitan investigaciones que examinen las diferencias de género, ya que la mayoría de los estudios publicados hasta la fecha se han centrado en varones. Otra cuestión que también merece mayor estudio es el examen de los distintos subtipos de TDAH y su contribución única al consumo de drogas; parece ser que los síntomas de falta de atención están más asociados al consumo de drogas que los síntomas de hiperactividad/impulsividad. Desgraciadamente, las iniciativas europeas han sido escasas hasta la fecha, por lo que los futuros acontecimientos científicos en este campo serán, obviamente, bienvenidos. Estas nuevas vías de desarrollo podrían dar lugar a mejores estrategias preventivas y de intervención para reducir el riesgo de consumo de drogas en personas con TDAH. En todo caso, cualquier planteamiento, preventivo o de intervención, estará destinado al fracaso si las personas con TDAH y sus allegados no conocen los síntomas del trastorno y sus posibles efectos. ATENTA incide sobre estos dos aspectos de forma ágil y precisa, plástica y didáctica, juntas de la mano. ¡Disfrútalo! 5

ATENTA Buscando el Camino ROBERTO BERGADO

6

ATENTA

Viernes 10:45

1 -Presentación y despliegue

En el ascensor de un edificio de Vancouver, Canadá, una chica de 17 años acude a una reunión en un estudio de diseño. ¡Venga, venga!

Es su primera visita. Todo tiene que salir perfecto.

ong! D g n Di

¡Hola, soy Mar!

¡La nueva comercial de la imprenta!

¡Encantada!

Eh... Hola... Vaya, ¡Cuántas cosas!

Sí. Para enseñar.

¡Hola!

Dejo esto por aquí, ¿vale?

Pasa, pasa.

...la publicación de las ofertas especiales y queremos aumentar bastante el tamaño del papel...

Bueno, pues te voy contando:

Estamos diseñando para un supermercado ...

8

ATENTA

¡Ay! El otro día nos encargaron una tirada de un poster enooorme y super-chulo con un personaje alucinante.

¡Bueno!¡Es para verlo!

¡Con unos pelos así y con unas uñas negras enormes que...!

Pues mira, estábamos pensando en un formato desplegable

Lo que no sabemos es si en imprenta se puede...

Volviendo a ESTE proyecto, veamos las opciones en el ordenador, a ver si así...

Ajá.

... hacer esto. ¿ves?

Ah.

mmmm ...

Sí, perdón. Me he ido un poco del tema.

Eso de ahí ... ¿Es un sofá hinchable?

9

¡¡ME ENCANTA!!

Mola, ¿eh? Nos han dejado aquí uno que ...

¡Vaya tortazo!

¿Estás bien? ¿Te has hecho daño?

10

ATENTA

¡Estoy bien, estoy bien! ¡No os preocupeis!

¡Cuid...!

¡Ay, por Dios!

No pasa nada... ¡Madre mía! Es que soy un desastre. Ya me podéis perdonar. Me pasa mucho, ¿eh? Pero ya estoy acostumbrada. ¡Vaya lío! Entonces, ¿por dónde íbamos? Ah, no, espera, que os recojo esto en un momento. Desordeno rápi-

do, pero vuelvo también rapidísiveréis. hace

a ordenar mo, ya Una vez, mucho tiempo

iba yo a un examen supernerviosa y entre una cosa y otra se me había olvidado que bla, bla ...

No, no, no, no, no... No te molestes.

¡Si no me importa!

Un cliente importantísimo, sí.

Creo que te tienes que ir.

No te olvides nada.

lo siento.

Eeeh... y además es tardísimo ¿No va a venir...?

Ale, gracias por todo. Ya hablamos.

Aquí tenéis mi tarjeta. Llamadme cuando...

Sí, sí. ¡Hasta otra!

¡BUF!

11

¡Uah! ¿Qué ha sido eso?

“M”... algo. ¿No?

Marthia ...

Buen nombre para un Tifón. Desde luego. Qué barbaridad. La que ha liado en un momento.

Bueno, y ahora a ver cómo solucionamos esto de la imprenta.

12

ATENTA

Viernes 12:05

2 -De vuelta a la imprenta

Pues... qué te iba a decir, sí. Que el comercial que nos has mandado

Sí. Mar.

... que no nos ha quedado muy claro lo que hemos hablado con ella...

Mar, sí. Je, je. Sí. Bueno, pues... No sé...

Ya veo...

13

Quizá... si pudiésemos hablarlo contigo directamente...

Claro. No hay problema.

Esta misma tarde me paso. Hasta luego, hasta luego.

Siéntate, por favor.

Vaya. Tienes esa cara de “Mecagüen la Mar”.

Qué. Qué pasa.

14

ATENTA

Pasa que han llamado los clientes con los que acabas de estar.

No qué. No entiendo.

¡Jo-der! ¡¿Les desordeno un poquito la oficina y ya no quieren tratar conmigo?!!

¿Que les has qué??

¡Ah, sí! Pues nada, que he llegado y resulta que no tenían casi tiempo. Alucino con la gente,pero vamos, que voy a volver a quedar con ellos ya mismo. En cualquier momento... Ay, pero seguro que me llamaba a mí, ¿no? Pues ahora mismo...

¡Mar, Mar! NO.

¿Quééé?? Pero si yo... Parece que no se entienden contigo. Ahora me encargo yo.

O sea ...

Nada, que me he tropezado y ... ¡Tsk! ¡Pringados! Me lo veía venir, ¿eh?

15

Uno de ellos tiene esas gafas... esas gordas de pasta que parece que esté diciendo:

A ver, Mar. Esos “pringados” están trayéndonos mucho trabajo y les tenemos que cuidar como al mejor de los clientes. No llevas mucho tiempo en este puesto y es FUNDAMENTAL que...

“Mira qué listo soy. Mira qué bien lo hago todo”. ¡Y el otro pues no sé ni lo que ...

Una pregunta:

¿Es que no puedes PENSAR antes de actuar?

¡Ahivá!, perdona.

Yo... ¡Hago todo lo que puedo! Lo hago lo mejor que sé. ¡Te lo juro!

16

ATENTA

Ahora recojo.

Pues no es suficiente.

Que no ... es... Entonces ... Pues ...

Pues ...

Pues ¡A LA MIERDA TODO, HOMBRE!

17

¡Por mí os podéis ir todos a la mierda!

¡Y tú qué miras!

Toc Toc

18

ATENTA

ggg! Aarrr

Mierda,

mierda, mierda.

Meto tus cosas atrás, ¿vale? * En la Columbia Británica, la edad mínima para obtener el permiso de conducir es de 16 años.

19

En cuanto al pivote... Ya te pasaré la cuenta.

Escucha... Tómate la tarde libre y descansa este fin de semana. Te tienes que relajar. El trabajo se te está yendo de las manos.

Sí ...

Perdona. Es que...Ya sabes cómo soy.

De repente, no me puedo contener. Ya, primero disparas y luego preguntas... de casta le viene al galgo... Pero serénate un poco, que pareces una cría. Mira, esos modales no se los consiento a nadie, pero prometí a tu padre que os ayudaría.

20

ATENTA

¿No te gusta estudiar? Muy bien, yo te doy esta oportunidad. pero cuidado: Todo tiene un límite.

Hasta el lunes entonces. Y piensa lo que te he dicho, ¿eh?

Necesito tomarme algo YA.

Hola hermanita, ¿te pillo bien? No, pero dime.

Mañana tenemos comida en casa de ama.

Acuérdate de traer las cosas.

MIERRRRR ....

¿Qué?

Que sí, que sí. Que hasta mañana.

22

ATENTA

Sábado 12:25

3 -Fin de semana revelador

AAAA! ¡TÍAAA

23

¡Ey!

¡Tíaaaaa!

¡Loco! ¡Pero espera a que aparque!

¡Mi tía la guay!

¡SOCORRO!

¡Un salvaje me quiere cortar la cabellera!

¡Marc! Deja a tu tía en paz que le vas a arrancar la cabeza.

Ja, ja, ...

¡Auu! ¡Para, Marc! Que me estás haciendo daño de verdad.

Ja, ja, ...

24

ATENTA

¡Vaya par!

Bueno, ¡Ya he llegado!

¡Soy un salvaje!

Ey. Vaya ojitos que traes.

Esperemos que no. Venga, vamos adentro.

¿Se me nota mucho?

¿Has traído las cosas?

Ayer me lié...

Sí. Están detrás. ¡Pero qué bien huele en esta cocina!

Mamaíta, qué guapa estás.

Hola, cuñado. Mi niña.

Hola, Ciclón.

25

A ver, deja que te mire.

¿Ya comes bien? No tienes buena pinta.

¿Y esas ojeras?

pero... Voy haciendo algo.

Eeeh ...

Te voy poniendo la mesa, ¿Vale? ¡No se le escapa una a esta mujer!

26

ATENTA

¡No, no! Ando un poco cansada.

El trabajo ...

¡UF!

Madre mía.

¡Vaya monstruo! Ah, mira. Ya hay uvas.

?

¡Maaar!

¡Puah!

Todavía verdes.

Eso no es nada.

¡Maaar! ¡Mira lo que hago!

¡Vas a ver a una profesional del columpio en acción!

27

¡Vaya! Ni una cerveza sin alcohol.

A ver qué ha traído esta mujer.

Y mira que le dije, ¿eh?

A ver que mire ...

28

ATENTA

En fin ...

Chocolate almendras, aroma de ...

Y aquí está la tarta.

¡Con harina de trigo!

¡Pero si sabe perfectamente que tú eres alérgica!!

Da igual. Ya comeré un yogur.

De todos modos no sé cómo se te ha ocurrido encargarle nada.

Todo lo trae al revés. Vuestro padre era igual.

De verdad. Me desespera.

¡Oye, Mar!

¿Mar?

¡Pero ...!

29

¡Pero te has vuelto loca!??

¡Mar!

Uh, . uh..

Vamos a parar. Vamos a parar. ¡NOOO! Dale más.

¡Dale un poco más, venga!

30

ATENTA

¡Cómo te montas en esa porquería!

¿No ves el peligro?

¡Eres igual... No: Eres PEOR que el crío.

Venga, Marc.

¿No ves que a éste no se le puede dar cancha?

A ver, que tampoco es para tanto.

haz caso a tu madre.

¡Que pares te digo!

Eh, tú. Para.

¡NO!

¡¡AU!!

31

¡Ay!

! ¡Marc ¡A casa ahora mismo! ¡Estás castigado!

¡GUARRA! ¡Ya no eres guay!

¿Qué?

Olvídalo. No va en serio.

Pero si yo ...

32

ATENTA

¡Y Dime ahora que no es para tanto!

¡MIERDA!

33

Sí. Sobre todo la cerveza sin alcohol.

Estaba todo buenísimo.

¡Y la estupenda tarta!

¡Eh!... ¡Jo! Que ya me he disculpado bastante. ¡JA!

34

ATENTA

Necesito darme una vuelta.

Ja. Ja.

¡Espera!

Je.

Voy contigo.

Sí.

Perdona por lo de antes. Podía haberla armado gorda.

La verdad es que pasábamos unos veranos increíbles aquí.

Y al crecer siempre ibas al límite. ¡No tenías miedo a nada!

36

ATENTA

Hasta que te liaste con las anfetas... En aquella época me llegaste a preocupar.

Bueno. Sobre De pequeña todo tú que siempre andabas eras una de aquí para salvaje. allá peleándote con los del pueblo.

¡Pero es que no me afectaban como a los demás!

Podía ver la realidad como el resto de la gente.

Me temo que en eso no he cambiado demasiado.

En vez de acelerarme, ¡Me centraba totalmente! descubría detalles que no había visto.

... la cerveza como un “hooligan” y le das al hachís como... La semana pasada probé a dejar de fumarlo y ... empecé a perder el control totalmente.

Menos mal que ahora sólo te bebes la cafeína a baldes... Ha sido horrible. Discutiendo con todo el mundo...

Escucha. Nosotros también hemos tenido una semana dura...

En el trabajo la cosa empieza a ponerse seria.

Puede que tenga TDAH.

¿Qué?

con Marc.

¡Ay, Dios!

37

¡Eh! No, no. No te alarmes. Nos han dicho que es como una sustancia que le falta...

No es grave aunque, si no se trata, las consecuencias podrían serlo.

y que le hace ser hiperactivo y no prestar atención.

¿En serio? ... Vaya. Aún no es seguro pero, ¿te das cuenta?

Sus malas notas en clase a pesar de lo listo que es, su impulsividad, tantas cosas...

Esto podría explicar su carácter imposible ...

Sí... Increíble.

Entonces ... No es que sea malo.

38

ATENTA

... ni que seamos malos padres. Me atormentaba pensar eso.

Todo tendría sentido.

¿Mar?

¡¡Precisamente!!

Es que... ¡Me recuerda tanto a mí! He estado pensando mucho en esto. Acuérdate: Papá también era igual.

Ahora veo de otra forma tu modo de ser.

Y yo no...

Sois MUY parecidos. Y dicen que hay un componente genético importante.

... no quiero que mi hijo pase por lo mismo que has tenido que pasar tú.

39

¡Lo siento!

A propósito: El martes por la mañana Marc tiene consulta para hacerle unos test más.

No... Yo tampoco quiero que pase.

Ni su padre ni yo vamos a poder llevarle y, ahora que tienes coche, si tú pudieras...

¿El Martes? Vale. No te preocupes. Ya encontraré un hueco en la agenda.

Y así veo qué impresión me da el psiquiatra ese. Sí. Buena idea.

Perfecto entonces. Al final ha hecho un día maravilloso, ¿eh?

Sí.

Domingo 03:23 Noche de insomnio sin poder dejar de dar vueltas a lo sucedido el fin de semana y anticipando los acontecimientos que vendrán el día siguiente en el trabajo... Mar se mete en Internet para saber algo más sobre el TDAH. “El adulto lleva muchos años padeciendo este problema y se le añade un proceso emocional muy castigado por los años, por los sufrimientos, por las incomprensiones, por la confusión de sentir que algo pasa pero nadie me lo dice…”

ENGO TDAH T E U Q O E R C A D U NECESITO AY

Asunto:

“… ayer fui diagnostica A ver si tengo suerte y da TDAH. Entre los dos vamos a “ordenar” un grado de TDAH tengo, me va bien la medicación. Ahora va a intenta poquito mi vida. atención y de hiperactivteniendo en cuenta la cantidad de impulsivid r “descifrar” qué ad, de falta de idad que tengo.” “Tienes que ve el rendimiento r si para ti es un trastorno “el problema del TDAH es un fallo en lo que se conoce como académico la qu boral o social e distorsione “funciones ejecutivas”. Falla la memoria ejecutiva y de trabajo. …” No es que uno no recuerde o que pierda memoria y se le olviden los datos, sino que la capacidad para elaborar las respuestas con los datos aprendidos no es la correcta y se procesa mal.”

mi minar mi violencia y “… he aprendido a do conseguido hacer he mal carácter, pero no ada.” algo de forma continu

“Ya he leído que un TDAH no tratado en un niño puede desembocar en depresión de adulto, y la arrastro desde hace 20 años.”

*

“No hay m a hacen. Só la intención en lo q ue lo quieren hacerlo rá pido.”

“Sí, falta mucha comprensión. Lo normal es que lo entiendan sólo las personas afectadas.”

*http://www.anhida.org

Asociación de Niños con Hiperactividad y/o Déficit de Atención

41

Lunes 06:38

4 - Lunes negro

¡Ah! ¡Ah! ¡Ah! ¡Ah!

¡Uah! ¡Vaya paliza!

¡Ahora ya estoy lista para ir a trabajar!

42

ATENTA

Lunes 07:56

Perdí el control.

¡Hola a todo el mundo!

Ehh... Oye... Sobre lo del Lo viernes... siento.

Está olvidado.

¡Ey, Andrea!

¡Buenos días!

¡Chalada!

No quise decir lo que te dije. ¡Gracias! ¡Pero qué cara de dormido traes!

Qué quieres, un Lunes a primera hora.

Pues yo ya he salido a correr, me he duchado y ya me he tomado 3 cafés.

¡Este es el cuarto!

43

¡Qué barbaridad! Te va a dar algo.

Mira, darme caña corriendo me ayuda a centrarme muchísimo.

¡Qué va!

Y el café, al contrario que a todo el mundo, me tranquiliza, me enfoca...

Ese, con lo lento que es...

44

ATENTA

Ya lo hago yo.

Mira que eres peculiar. Desde luego no sé de dónde sacas tanta energía.

Pero ...

Oye, ¡ese bloque de papel está estropeado!

No te preocupes.

¿Eh? Ah, sí. Llegó defectuoso.

¡Si lo hago en un momento!

Luego, cuando venga el de la grúa, me traerá otro del almacén.

?

...! IIING .! RIIII IIIING.. RIII

Stop.

¿Eso es una gotera?

Qué raro. Voy a ver.

45

...! ..! IIING . RIIII IIIIIING RI

¡Hop!

Era humedad, pero ya está seca.

Ahora parece una nube o la cara de un monstruo ...

¡Ah!

46

ATENTA

¡Qué maravilla!

¡Qué bonito se ve todo desde aquí!

¡Si parece una ciudad!

Me siento tan lejos de los .... Uh-uh ...

... Problemas.

¿Pero quíen me ha dejado la grúa en medio?

47

Ya bajo, ya bajo. ¿Es que no oyes el teléfono?

Eeeeh... hay una mancha muy fea ahí arriba y...

Los de “Instant Economy” están preguntando por qué no les ha llegado su publicación.

La enviaste el Jueves, ¿no?

¡NO! ¡Mierda, me olvidé!

48

ATENTA

¿Inst ...?

¿¿QUÉÉ?? Pero si te dije ...

¡Te dije cien mil veces que tenía que salir el jueves para que estuviera hoy allí!! ¡¿En dónde tienes la cabeza??!

Lo siento, lo siento.

Evidentemente ... ¡La tienes en las nubes!

¡Ahora a ver cómo arreglo yo este marrón!

La única opción para poder hacer la entrega, al menos, con un día de retraso, es hacer el envío por avión urgente llevándolo en una furgoneta hasta el aeropuerto.

Esto supone un esfuerzo adicional y, sobre todo, más dinero que no estaba presupuestado. 49

Por fin se ha terminado esta pesadilla. Y todo por mi culpa. Lo siento.

Cuando te asigné este puesto pensaba que, siendo tan entusiasta ...

50

ATENTA

... teniendo capacidad de compromiso, iniciativa y energía,

además de lo espabilada que eres, podrías hacerlo bien.

Sí...

Pero... estás cometiendo muchos errores.

Sí. Lo sé. Lo siento.

Y... estoy pensando en... devolverte a tu antiguo puesto. Es decir, no inmediatamente, pero... No sé ...

Sí, sí. Te entiendo. Supongo que soy más tonta de lo que parece.

Claro que no. Pero, no has pensado en quizá... mirarlo en algún...

¡Ay! Se me había olvidado Le prometí a decirte... mi hermana que mañana llevaría a su hijo al Psiquiatra.

Ella no puede y su marido...

Me parece bien. Tal como están las cosas ... Venga. Vámonos a casa.

51

Martes 10:30

5 - Frenar a tiempo

Es el mejor encestador de la Galaxia-a-a ...

Ningún cuerpo de moco es capaz de pararle-e-e...

¡“Magic Pau” se acerca a la cancha rival!

¡Marc... calla un momento, pp pp p anda! Bli BliBlip

Sí. Dime.

¿El presupuesto?

pp pp p Bli Bli Blip

Ningún cuerpo de moco o-o-o ...

... Sí, ya sé cuál me dices.

Creo que lo tengo aquí mismo ...

52

ATENTA

Pues no. No lo veo. Es capaz de pararle e-ee-e...

¡Ah, espera! Creo que ...

...en la carpeta de...

¡MAR!

¡¡¡¡MAAAAAAAAAAAAR!!!!

53

54

ATENTA

Mar! ¡Mar,pa ¡Qué sa! ¿Estás ahí?

¿Estás bien? S--Sí ...

¡Qué pasote!

¡Ha pasado rozando!

¡Dios! ¡Qué susto me has dado! ¿Estáis bien de verdad?!!

Está decidido: Voy a pedir hora para mí también.

55

Martes 11:03

6 -Una espera muy interesante ¡Venga, venga, venga!

La tía de Marc, supongo.

56

ATENTA

Hoy sólo él y yo. Un mano a mano.

¡Ay! ¿Llegamos tarde? Espero que no demasiado. Es que lo que nos ha pasado...

¡Ese es!

Bueno, vamos entrando, ¿no?

Si no te importa ... ¿Eh?, ¡Ah!, Sí ...

¿Eh? sí claro, claro. Pues nada, me quedo aquí esperando.

¡Ha sido alucinante!

Sí, en la sala de espera, por favor.

Sí. Claro. La sala de espera. Claro.

¡Hola!

-la.

¡Qué rabia!

57

¡Qué aburrimiento!

pp p BliBlip p Blliippp B

¡Dios! Como tenga que esperar mucho tiempo me va a dar un...

58

ATENTA

Ey, tío, qué te cuentas.

Sí. Yo ya lo tengo controlado.

¡¿Que se te han perdido los apuntes?!

Increíble. Eres peor que yo en mis viejos tiempos.

Estudiando un poco no es tan difícil..

Vale, pues esta tarde te paso los míos.

Bah, de nada. Hasta luego. Ja, ja. Pues claro que es un rollo, pero tendrás que aprobarlo si quieres pasar a la Universad.

Perdona. Cosas de clase.

¡Y ánimo!

Parece complicado, ¿no?

No. Bueno, un poco...

59

La verdad es que hace un año estuve a punto de abandonar y dejar los libros, pero desde que empecé a venir aquí todo empezó a...

¡Ay, no, perdona! Ya te he interrumpido.

¡Cómo me paso!

¡Uy! Si yo te contara lo que ... Siempre hago igual.

Si supieras lo bien que te entiendo ... Yo he sido así toda la vida.

¡Eh, eh! ¡Espera, espera, No te castigues!

¡Me da una rabia que...!

60

ATENTA

¿En serio?

Siempre me han considerado muy inteligente, pero demasiado vago.

Para estar mínimamente centrado, tenía que “colocarme”, y empecé a pasarme de la raya...

La verdad es que todo me aburría y me costaba mucho concentrarme.

Nadie me comprendía, pero yo presentaba todos los síntomas clásicos de un TDAH:

·Hiperactividad ·Impulsividad y falta de atención.

Creo que tomaba drogas como una especie de “Automedicación”.

61

Fue duro sobrellevar la incomprensión. Nadie me tomaba realmente en serio.

Suspendía casi todas, con mis padres discutía continuamente ...

Fuí a varios psicólogos y psiquiatras.

Tuve una novia que me tuvo que soportar lo indecible...

...que si “Síndrome de Tourette” porque tenía algunos “tics”...

Y yo con la autoestima por los suelos, una depresión casi crónica ...

¡Y hasta me querían colgar un “Trastorno Bipolar”! En fin. Un caos.

62

ATENTA

Algunos me dijeron que sólo era una “fase común”, otros que era un problema de “Voluntad”...

Ahora vengo a sesiones de psicoterapia y estoy medicado. De esta manera consigo tener los síntomas bajo control.

Llegué aquí cuando a mi hermano pequeño le diagnosticaron TDAH.

Decidirme a pedir ayuda fue la mejor decisión que pude tomar.

Ahora soy capaz de hacer muchas más cosas.

Cosas que antes ni habría imaginado.

63

Pero, ¿sabes qué pasa? Que hay mucha gente que no cree que el TDAH sea un problema que exista realmente.

¡Oh! ¡Hola!

Bueno, a ti te veo en dos semanas para darte los resultados de los test. ¿De acuerdo? Eh... Y yo también Ok. querría ...

64

ATENTA

¡Cuántas adicciones, cuántos fracasos escolares, familiares y laborales se evitarían si se diagnosticase correctamente y se aplicasen unos tratamientos adecuados! ¡Y cuántos accidentes!

Pues sí. Es real y tiene tratamiento. Pero es fundamental un diagnóstico adecuado.

En fin ...

Sí, coge hora también para ti.

¿?

¡BIEN!

Martes 12:20

No me puedo creer que este calvario pueda tener fin. ¡Si supieras la de años que llevo buscando esto!

7 -Vislumbrando una nueva vida ¡Una cita para dentro de 15 días!

Y todo por ti. ¿Y yo, qué he hecho esta vez?

! rf ! Wa Warf

Enseñarme el camino.

Mmm... No sé.

El “Psiqui” me ha dicho que no estoy loco, así que seguro que no tenemos lo mismo.

Pero, ¡Será canalla el crío este! Ja, ja

Ja, ja Ja, a j

65

¡Qué!

¿Nos tomamos unas cocas?

¿Sabes? Creo que lo bueno empieza ahora.

66

ATENTA

Ja, ja, ja. ¡GUAY!

67

“ATENTA” o la cara oculta del TDAH JUAN ANTONIO HORMAECHEA Jefe del Servicio de Psiquiatría del Hospital Quirón Bizkaia

“El TDAH está de moda… Ahora resulta que todos los niños son hiperactivos” son algunas de las frases que, desde ciertos sectores, sugieren que el TDAH es “un invento de la industria farmacéutica para vender más medicamentos”. Sin embargo, el Doctor H. Hoffmann, psiquiatra infantil residente en Frankfurt (Alemania), describió fielmente las variantes del Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH) en dos de los cuentos infantiles que escribió en las Navidades de 1844 para su propio hijo, ambos incluidos en el libro Struwwelpeter. “Felipe, el inquieto” retrata al niño impulsivo e hiperactivo y “Juanito, el despistado”, a aquel menor con tendencia a la distracción. En el ámbito médico, 19 de Abril de 1902, el Doctor G. F. Still publicó el primer trabajo médico sobre el síndrome del daño cerebral, según los términos de principios del siglo XX,

68

ATENTA

en la prestigiosa revista The Lancet. A partir de ese momento, tuvieron que transcurrir casi 80 años hasta su aceptación como Trastorno por Déficit de Atención (con o sin Hiperactividad) en la tercera edición del Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM-III) de la Asociación Americana de Psiquiatría (A.P.A.) (1980). En este punto reside uno de los grandes problemas para el diagnóstico del TDAH: Las diferencias entre los principales manuales diagnósticos empleados para determinar su existencia.

• Según el DSM-IV-TR, es suficiente que aparezca uno de los síntomas clásicos del cuadro para su diagnóstico (déficit de atención, hiperactividad o impulsividad), lo que permite la posibilidad de tipificarlo como TDAH combinado (con déficit de atención e hiperactividad/impulsividad) o con predominio, bien del déficit de atención, bien de la hiperactividad/impulsividad. Además, permite la presencia y el diagnóstico de alteraciones comórbidas, aunque no distingue un apartado especial para los trastornos de conducta. • Por otra parte, para el diagnóstico de TDAH, la CIE-10 requiere la existencia de síntomas en todos los dominios, siendo criterios de exclusión la presencia de ansiedad o de alteraciones del ánimo; sin embargo, añade un apartado especial para los trastornos de conducta.

69

Independientemente de los manuales diagnósticos empleados, la realidad clínica que subyace bajo el epígrafe “TDAH” es mucho más compleja. El paciente con TDAH padece las llamadas disfunciones ejecutivas, algunos de cuyos ejemplos son la baja memoria de trabajo, la baja flexibilidad mental y la dificultad de planificación y de inhibición de respuesta. Solamente un 30% de los pacientes que acuden a la consulta y son diagnosticados de TDAH presenta, exclusivamente, los tres síntomas nucleares; la mayoría de ellos se quejan, además, de irritabilidad, inseguridad, baja autoestima, intolerancia a la frustración y sensación de fracaso de cara a su familia. Además, con suma frecuencia, el sujeto sufre otros trastornos comórbidos como ansiedad, depresión, tics, trastornos de conducta o trastorno oposicionista desafiante. De cualquier forma, la prevalencia del TDAH en la población general oscila entre el 0,4 y el 14%. En nuestro medio, se considera que la padecen, aproximadamente, 4 de cada 100 niños, siendo de 3 a 4 veces más frecuente en varones. No se han demostrado diferencias entre diferentes áreas geográficas, grupos culturales o niveles socioeconómicos. La causa última del TDAH es aún desconocida. Todos los datos con base científica apuntan a que nos encontramos ante una anomalía biológica, con tendencia a la

70

ATENTA

transmisión genética, sobre la que podrían incidir factores físicos (la prematuridad, las lesiones cerebrales derivadas de partos complicados, las infecciones intrauterinas o los traumatismos durante los primeros años de vida) o bien factores ambientales como las relaciones familiares conflictivas o la influencia de otros niños problemáticos. Incidiendo en el riesgo genético, existe una clara asociación de la aparición del cuadro en gemelos monocigóticos genéticamente idénticos. En este sentido, los genes implicados en el TDAH son aquellos relacionados con los transportadores de la dopamina cerebral (DAT, DRD4...), así como los de la vía de la noradrenalina. Por lo tanto, nos hallamos ante la alteración de dos neurotransmisores concretos: La dopamina (DA) y la noradrenalina (NA).

• La dopamina se halla disminuida en varias redes neuronales: - La disminución de la dopamina en la vía mesocortical deriva en dificultades para la concentración, la organización y planificación de actividades complejas y el aprendizaje. - Esta disfunción en el ganglio estriado ventral dificulta la adherencia a las actividades que requieren una atención mantenida en el tiempo. - Las neuronas dopaminérgicas de la corteza prefrontal con menos cantidad de dicho neurotransmisor dificultan, por otra parte, la memoria de trabajo. - Una cantidad menor de la dopamina en la vía nigro-estriada está vinculada, en cambio, a los otros dos síntomas claves del TDAH: Hiperactividad e impulsividad.

• La disminución de la noradrenalina es, en cambio, menos prevalente en el TDAH. - La noradrenalina es el neurotransmisor implicado en la vía que conecta el locus coeruleus y el córtex prefrontal; una menor cantidad del mismo está relacionada con la disminución de la atención.

71

Los estudios de neuroimagen que corroboran “de manera visual” las alteraciones señaladas son muy numerosos desde los años 90. Las observaciones iniciales evidenciaron un volumen cerebral total menor en estos sujetos, así como alteraciones morfo-funcionales en la zona cerebral prefrontal y en el vermis cerebeloso.

72

ATENTA

• Con posterioridad, los datos obtenidos mediante la técnica de la Resonancia Magnética Funcional (fMRI) han demostrado alteraciones funcionales en las mismas regiones que presentan una alteración anatómica como, por ejemplo, una disminución de la actividad cerebral fronto-estriada (correlacionada con una alteración del sujeto en pruebas de inhibición de respuesta). Con esta técnica de neuroimagen se ha comprobado, asimismo, que el tratamiento con metilfenidato muestra una mejoría en la funcionalidad, paralela al incremento de la actividad metabólica fronto-estriada y, a su vez, a la mejoría en las respuestas del paciente.

• Por otra parte, aunque algunos estudios realizados con el uso de la Tomografía por Emisión de Positrones (SPECT/PET) no son metodológicamente adecuados dado el pequeño tamaño muestral, se ha evidenciado, además de una disminución del metabolismo cortical global, una disminución de la actividad en regiones subcorticales. Igualmente, el tratamiento con metilfenidato incrementa la perfusión en la corteza prefrontal y en el núcleo caudado. E. Goldberg, en su célebre obra “El cerebro ejecutivo: Lóbulos frontales y mente civilizada”, describe la menor actividad cerebral del paciente que sufre TDAH y la interacción del sistema reticular activador ascendente con dos zonas corticales del cerebro:

• La corteza prefrontal (que permite la orientación de la atención, “flash de la atención”, a un punto concreto), la cual presenta dos alteraciones: - Una disfunción orbitofrontal, relacionada con las dificultades para planificar actividades y controlar los impulsos, con la hiperactividad y con la inestabilidad afectiva. - Una disfunción dorsolateral, relacionada con las dificultades de atención.

• La corteza posterior, implicada en el procesamiento de la información.

73

El mito popular de que el TDAH es un cuadro médico propio de la infancia “que se cura con el paso del tiempo” y las múltiples características diferenciales de los síntomas psíquicos de estos jóvenes respecto a los de los pacientes adultos, nos sitúan ante el diagnóstico tardío del cuadro y sus consecuencias negativas. De los tres síntomas nucleares del TDAH: El déficit de atención, la impulsividad y la hiperactividad, el primero de ellos es el que más interfiere en este sentido y sus consecuencias persisten en la adolescencia y se prolongan hasta la edad adulta.

74

ATENTA

Los estudios de seguimiento a largo plazo han demostrado que entre el 30-70% de los niños con TDAH continúa presentando sus síntomas durante la adolescencia y que los mismos pueden persistir en la edad adulta en más de la mitad de los adolescentes afectados. Por esta razón, y a pesar de su capacidad intelectual, los sujetos con TDAH que no son tratados tienen tendencia a sufrir más accidentes (de tráfico, a la hora de realizar actividades laborales y de ocio), dificultades académicas (expulsiones, repetición de cursos, abandono de los estudios…) y laborales (alcanzan un nivel profesional más bajo). Estos muchachos, centro de atención de la clase, suelen ser estigmatizados y rechazados por sus compañeros, dadas sus peculiaridades y sus comportamientos disruptivos e impulsivos; en efecto, “están en las nubes”, hablan y se mueven mucho, molestan a los compañeros y no respetan las reglas. Este escenario afecta negativamente a sus relaciones sociales y afectivas; de esta manera, tienden a aislarse (suelen tener menos amigos o coinciden con otros chicos problemáticos) y son más susceptibles al abuso de determinadas sustancias tóxicas (alcohol, cannabis, anfetaminas y cocaína), bien como búsqueda de sensaciones, o como “autotratamiento”, dado que normalizan sus niveles de dopamina, situaciones ambas que interfieren con su adaptación afectiva, familiar, social, laboral o de ocio. Recientes estudios han demostrado que hasta una cuarta parte de los adolescentes hospitalizados por un problema relacionado con el consumo de sustancias ha presentado un TDAH no diagnosticado ni tratado a tiempo. Más aún, la existencia de un TDAH acelera la transición (1,2 años de media frente a 3 en sujetos control) de un abuso menos grave (alcohol o cannabis) a una dependencia más grave (anfetaminas o cocaína) y prolonga más del doble el plazo medio de desintoxicación en comparación con otros sujetos. Por otra parte, el TDAH se puede acompañar en la adolescencia con otros problemas psiquiátricos (ansiedad y depresión), anomalías de la personalidad (trastorno disocial o trastorno negativista desafiante) o trastornos del aprendizaje. En este sentido, el TDAH es un factor de riesgo para el consumo de tóxicos y, más aún, cuando está complicado con trastornos comórbidos del comportamiento. A la inversa, podemos

75

asegurar que el consumo de drogas es más frecuente en individuos que sufren TDAH que en adolescentes psiquiátricamente sanos. Las combinaciones de TDAH con otros trastornos comórbidos constituyen subgrupos evolutivos particulares en la adolescencia. Hasta un 90% de los adolescentes con TDAH pueden presentar dos o más trastornos comórbidos. Las potenciales consecuencias negativas de un paciente diagnosticado (y no tratado) de TDAH afectan de manera muy perjudicial a su familia, llegando a padecer diferentes problemas reactivos a la situación vivida en el hogar, bien en forma de alteraciones psíquicas de los progenitores (p. e., trastornos depresivos y de ansiedad, sentimientos de culpabilidad y estrés), como alteración de la dinámica familiar: Divorcio o separación de los cónyuges (hasta 5 veces más frecuente) y peleas entre hermanos (hasta 4 veces más frecuentes) e incluso repercutiendo en los ámbitos laboral (menor productividad laboral y mayor frecuencia de ausencias laborales de los padres) y social (aislamiento de las amistades). El abordaje de un caso de TDAH ha de ser multidisciplinar y consta de varios frentes:

• Educación a nivel psicosocial: La educación del entorno del niño (padres y maestros) consigue la detección y el tratamiento precoz del TDAH, en caso de estar instaurada la anomalía. - A los padres, con los objetivos de exponerles las causas médicas del TDAH, desculpabilizarles (el cuadro no aparece porque sean “malos padres”) y proporcionarles pautas de actuación (reforzar

76

ATENTA

los comportamientos positivos del niño y corregir los negativos o establecer y mantener las reglas establecidas en la familia). Los grupos de padres organizados por las asociaciones provinciales cumplen este cometido de manera eficaz. - A los educadores, para enseñarles habilidades académicas encaminadas a que estos chavales sean capaces de seguir las reglas del colegio, organicen y planifiquen mejor sus tiempos y aprendan técnicas de estudio. También para reestructurar su ambiente: Situarlos en primera fila, alejados de estímulos distractores (como las ventanas) e instaurar la utilización sistemática del refuerzo positivo.

• Psicoterapia - Psicoterapia individual. La psicoterapia individual permite que el paciente identifique sus problemas, los comprenda y, posteriormente, los resuelva eficazmente. También fomenta el desarrollo de sus habilidades para solucionar conflictos interpersonales. - Terapia de familia en familias desestructuradas y problemáticas. La terapia de familia ayuda a superar los problemas psíquicos reactivos a la situación vivida en el hogar, las alteraciones de la dinámica familiar, así como otras repercusiones afectivas, sociales o laborales.

• Intervención psicofarmacológica - Estimulantes: Metilfenidato de acción corta, intermedia o prolongada. - Adyuvantes a los estimulantes: Agonistas adrenérgicos 2α y clonidina. - Alternativas a los estimulantes: Bupropión, antidepresivos tricíclicos y atomoxetina.

77

El campo farmacológico del que se dispone es limitado debido a que ser menor de edad es criterio de exclusión para participar en la mayoría de los ensayos clínicos con nuevos psicofármacos. Además, el comportamiento de los medicamentos (absorción, eliminación), así como la dosis eficaz, varían a lo largo del crecimiento y de su proceso de maduración. De todos los fármacos, el metilfenidato (en las variantes de acción corta, intermedia o prolongada) es, hoy en día, el más utilizado. Incide sobre los síntomas nucleares: Inatención, impulsividad e hiperactividad del TDAH. De igual forma, mejora las alteraciones de conducta, aumenta la autoestima, incrementa la capacidad cognitiva y el funcionamiento académico y fomenta las relaciones sociales y familiares. La experiencia, incluso en otros grupos de población diferentes a los niños en edad escolar (preescolares, adolescentes y adultos), está teniendo su reflejo en una literatura cada vez más extensa y rigurosa. Se considera que la eficacia del metilfenidato en pacientes adolescentes con TDAH es similar a la obtenida en niños escolares; esta afirmación está avalada por los resultados, entre moderados y potentes, extraídos de los estudios realizados desde los años 70. 78

ATENTA

Desde un punto de vista de clasificación taxonómica, el metilfenidato, junto con las anfetaminas, el bupropión, la pemolina y otras sustancias pertenece al grupo de los psicoestimulantes. La publicación de casos anecdóticos de abuso de esta medicación mediante inhalación generó cierto alarmismo a mediados de los años 90. Sin embargo, la inmensa mayoría de los trabajos realizados con rigor científico apuntan a que los niños y adolescentes tratados con metilfenidato en formulaciones de liberación prolongada no presentan fenómenos de tolerancia neurofisiológica y que, lejos de crear adicción, tienen menos probabilidad de presentar un abuso de drogas ilegales y de alcohol a largo, medio-largo plazo, disminuyendo el riesgo hasta 5 veces en comparación con adolescentes que no sufren TDAH. Además, hoy en día existen formulaciones de liberación prolongada cuya formulación impide ese hipotético abuso. El metilfenidato difiere de las anfetaminas tanto en su estructura química como en su mecanismo de acción neuroquímica, pero también en la excreción urinaria de catecolaminas, en la respuesta clínica en un mismo paciente y en los efectos subjetivos sobre el paciente. Entre ambos existe, por tanto, una diferente capacidad reforzante y un muy distinto potencial de abuso. Los efectos secundarios más importantes del metilfenidato son la pérdida de apetito y el insomnio de conciliación. Otros efectos secundarios que pueden aparecer en más del 5% de los pacientes son “Dolor abdominal, tics, nerviosismo, irritabilidad, disforia e incremento ligero del pulso y de la presión arterial”. Para algunos autores, la ralentización del ritmo de crecimiento que presentan algunos pacientes (sin afectar a la talla final en la edad adulta) con el uso de metilfenidato de liberación inmediata es debido a la propia evolución del TDAH, no por el tratamiento con estimulantes. Por otra parte, se trabaja en la viabilidad de nuevas vías de administración del metilfenidato (por ejemplo, parches de absorción transdérmica) que faciliten el cumplimiento del tratamiento y aumenten la calidad de vida de estos chicos. Las últimas investigaciones han dado como resultado la aparición de la atomoxetina, inhibidor potente y altamente selectivo del transportador presináptico de la noradrenalina, sin acción directa sobre los transportadores de la serotonina o la dopamina, mejorando los mecanismos de la atención. 79

Dicho medicamento, de estructura antidepresiva, ha demostrado, asimismo, seguridad y tolerabilidad a corto y largo plazo, como lo demuestran los ensayos clínicos realizados en más de 5000 niños, durante periodos de tratamiento de hasta 5 años. Este fármaco tampoco tiene potencial de abuso y su administración se realiza en una única toma diaria, de manera semejante al metilfenidato de liberación intermedia o prolongada. En cuanto a sus efectos secundarios más frecuentes, caben destacar la somnolencia, las molestias gastrointestinales y el aumento del tono noradrenérgico (taquicardia y aumento de la tensión arterial). Es conveniente informar que, aunque la mejoría de los síntomas centrales podría verse desde la primera semana, lo más frecuente es que el máximo beneficio terapéutico se consiga más allá del mes de comenzar su toma. El bupropión cuenta con una experiencia muy limitada en el tratamiento del TDAH. Disminuye la hiperactividad y la agresividad (sobre todo cuando se asocia al trastorno disocial de la personalidad) y aumenta las capacidades cognitivas de las personas con TDAH. No se recomienda su uso si existe historia previa de crisis epilépticas. La clonidina estimula el receptor alfa 2 (presináptico), mejorando los síntomas de hiperactividad e impulsividad. Antes de empezar el tratamiento se debe realizar un exhaustivo examen cardiovascular, así como una determinación de glucosa en ayunas. El comienzo de su efecto terapéutico se puede retrasar varias semanas y su efecto máximo puede retrasarse hasta meses. Aunque controvertido, el uso de la farmacoterapia combinada constituye uno de los principales interrogantes de las familias con hijos diagnosticados de TDAH. A efectos prácticos, sólo se utiliza en casos de comorbilidad:

• • •

80

ATENTA

Estimulantes y antidepresivos, en caso de TDAH con depresión o ansiedad. Estimulantes y antidepresivos tricíclicos, en caso de TDAH con tics. Estimulantes y clonidina, en caso de TDAH con insomnio.

81

En definitiva, cada muchacho con TDAH es un caso único y particular y debemos confeccionarle un “traje a medida”. Aunque la aproximación terapéutica y el mayor o menor éxito a largo plazo depende de variables del propio paciente: Sexo, edad, capacidad intelectual, nivel socioeconómico al que pertenece, existencia de patología psiquiátrica en el entorno familiar, gravedad de los síntomas de su trastorno, evolución de su TDAH (su duración, el tratamiento que han recibido y los resultados obtenidos) o coexistencia de otros trastornos comórbidos (p. e., conducta antisocial, abuso de drogas y alcohol, trastorno negativista desafiante, ansiedad, depresión, trastornos del aprendizaje o los recursos sanitarios disponibles en el entorno social), el tratamiento más adecuado para estos chavales es la combinación de medicación (psicofármacos) y la psicoterapia. El entorno familiar y escolar del niño debe estar preparado para sospechar la existencia de un TDAH y de su negativa evolución. Su abordaje terapéutico requiere la coordinación y la colaboración multidisciplinar entre médicos (psiquiatras, pediatras, neurólogos y médicos de cabecera), psicólogos y logopedas. Aquí reside la clave del éxito.

82

ATENTA

83

Bibliografía sintética •

Ajuriaguerra J. Manual de Psiquiatría Infantil (4ª Edición). Ed. Masson, Barcelona, 2001.



American Psychiatric Association. DSM-IV-TR. Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales. Texto Revisado (4ª Edición). Ed. Masson, Barcelona, 2002.



Barkley R. A. & Murphy K. R. Attention deficit hyperactivity disorder: a clinical workbook (3rd Edition revised with K. R. Murphy). New York, Guilford Publications, 2006.



Barkley R. A. Attention deficit hyperactivity disorder: a handbook for diagnosis and treatment (3rd Edition). New York, Guilford Publications, 2006.



Barkley R. A. Taking Charge of ADHD: The complete, authoritative guide for parents (3rd Edition). New York, Guilford Publications, 2005.



Brown T. E. Trastornos por déficit de atención y comorbilidades en niños, adolescentes y adultos. Ed. Masson, Barcelona, 2003.



Brown T. E. Trastorno por Déficit de Atención. Una Mente Desenfocada en Niños y Adultos. Ed. Masson, Barcelona, 2006.



Finding R. L. Clinical Manual of Child and Adolescent Psychopharmacology. American Psychiatric Publishing, 2008.



Goldberg E. El cerebro ejecutivo: lóbulos frontales y mente civilizada. Ed. Crítica, Barcelona, 2002.



Hoffmann H. Struwwelpeter: Merry Tales and Funny Pictures. The Project Gutenberg eBook, Mississippi, 2004.



Hormaechea J.A., Uribarri A. y Ubierna J (2ª Edición). El Héroe Hiperactivo - M. Non Stop. Fundación Hobari. Gernika, 2007.

84

ATENTA



Hormaechea J.A., Uribarri A., Garay R. La Prueba. IKT Sistemas-Fundación Hobari. Gernika, 2007.



Madres de niños con TDAH. Testimonios de madres con hijos hiperactivos. J de J Editores, Madrid, 2005.



Marcelli D. Psicopatología del Adolescente (2ª edición). Ed. Masson, Barcelona, 2005.



Mardomingo M. J. Psiquiatría para Padres y Educadores. Ed. Narcea, Madrid, 2003.



Mena B., Nicolau R., Salat L., et al. Guía práctica para educadores. El alumno con TDAH (2ª Edición). Ed. Mayo, Barcelona, 2006.



Millon T. Trastornos de Personalidad. Más allá del DSM-IV. Ed. Masson, Barcelona, 1998.



Mulas F. (Ed.). Trastorno por déficit de atención con hiperactividad. Viguera Editores, Barcelona, 2004.



O.M.S.: Trastornos Mentales y del Comportamiento (CIE-10). Ed. Meditor S. L., Madrid, 2004.



Quintero Gutiérrez del Álamo F. J., Correas J. y Quintero Lumbreras F. J. Trastorno por déficit de atención/hiperactividad a lo largo de la vida (3ª Edición). Ed. Masson, Barcelona, 2009.



Soutullo C. Convivir con niños y adolescentes con TDAH (2ª Edición). Ed. Médica Panamericana, Madrid, 2008.



Soutullo C. y Díez A. Manual de diagnóstico y tratamiento del TDAH. Ed. Médica Panamericana, Madrid, 2007.



Wiener J. M. y Dulcan M. K. Tratado de Psiquiatría de la Infancia y la Adolescencia. Ed. Masson, Barcelona, 2006.

85

Asociaciones Si deseas más información o saber si existe alguna Asociación de afectados por el TDAH en tu ciudad o cerca de ella, puedes ponerte en contacto con la Federación que agrupa a todas las Asociaciónes del país:

FEAADAH Federación Española de Asociaciones de Ayuda al Déficit de Atención e Hiperactividad Colegio San Carlos C/ Del Romeral, 8 - Tentegorra 30205 Cartagena - MURCIA [email protected] www.feaadah.org www.feaadah.com 968528208 / 650968834

86

ATENTA

87

Dedicatoria J.A.H.

R.B.

A todos los pacientes con TDAH, por todo lo que me habéis enseñado. A Lourdes Luzarraga, por sus correcciones y sugerencias. A Roberto Bergado, por ser mi amigo. A Luis y a Eva, por estar siempre a mi lado. A Ana y a Borja, por veros a través del cristal del Lepanto. A Irene, mi princesa, y a Jon, mi capitán. Os quiero.

Dedicado muy especialmente a Aitor y a Bea, por su entrega y porque sin ellos este libro no habría sido posible.

Editado por: Roberto Bergado www.roberber.net 88

ATENTA

Juan A. Hormaechea Beldarrain es Jefe del Servicio de Psiquiatría del Hospital Quirón Bizkaia y miembro de AVEIA (Asociación Vasca para el Estudio e Investigación de las Adicciones). Médico especialista en Psiquiatría, ha completado su formación en el Maudsley Hospital de Londres (Especialista en Psiquiatría Infanto-Juvenil), en la Universidad Complutense de Madrid (Magíster Universitario en Psiquiatría Legal) y en la Universidad Pontificia de Comillas de Madrid (Especialista Universitario en Psicoterapia). Coautor de tres libros: M. Non Stop - El Héroe Hiperactivo (2006), La Prueba (2007) y Pedro, el greñudo (2008), ha colaborado en más de 50 trabajos de investigación. Roberto Bergado Manzanos es licenciado en Bellas Artes por la especialidad de Escultura. Siempre con el dibujo como base de operaciones, sus actividades le han llevado a mostrar su trabajo en exposiciones colectivas (Dibujos Germinales en el Museo Nacional Reina Sofía, Gaur, Hemen, Orain en el Museo de Bellas Artes de Bilbao) e individuales (Modelos de [email protected], Galería Fúcares), a diseñar los personajes originales para el largometraje de animación La Crisis Carnívora, y, últimamente, a ilustrar el libro Pedro, el greñudo. ATENTA -Buscando el camino, es su primer cómic de formato largo.

ejemplar no destinado a la venta

P7942